Tendencias de moda, Street Style, Life Style, consigue el look de los famosos y mucho más en Bossa.

5 Dietas peligrosas que usaban en la antigüedad

Solemos pensar que las mujeres de antaño eran completamente perfectas, no se les veía pasadas de peso ni por un momento y eso que comían 5 veces al día ¿Quieres conocer su peligroso secreto?

1._ La dieta de la solitaria

Se dice que Maria Callas, seguía fielmente esta dieta.

Maria Callas

Aunque no puedas creerlo a comienzos del siglo XX la gente se tomaba los huevos de esta lombriz en pastillas. Se creía que el animal maduraría en los intestinos y, entonces una vez allí, se dedicaría a absorber la comida, ¿Te preguntas si funcionó? Claro que sí, a costa de diarrea y vómitos.

Como dato curioso la solitaria puede llegar a medir nueve metros dentro de tu organismo.

2.- La dieta del vinagre. 

La razón de que los poetas fueran delgados y pálidos.

Vinagre

Durante el Romanticismo, el vinagre estuvo de moda para adelgazar. El responsable de esta tendencia fue Lord Byron, quien estaba obsesionado con su figura, pensaba que beberse unos traguitos de vinagre a diario y comer papas impregnadas evitaría la obesidad.

No obstante, aquel método también incluía vómitos y diarreas. Y como era tal la popularidad de este poeta inglés, muchos corrían a imitarlo, sobre todo los jóvenes con aspiraciones intelectuales.

3._ ¿Veneno? Por qué no

drink_me_by_snowdroplets-d4wa46l

Las curas milagrosas no son exclusivas de nuestra época, en la antigüedad muchas personas creían que por arte de magia esos kilos de más podrían desaparecer al comprar bebidas “especiales”, sin reparar demasiado en los ingredientes que tenían como el arsénico ni tampoco en los efectos secundarios, la muerte.

4._ Mastica y escupe

Kafka

A principios del siglo pasado, se puso de moda para perder peso masticar y escupir la comida. La idea era extraer de los alimentos todos los nutrientes en la boca y, luego, en lugar de tragarse el bolo alimenticio, echarlo. ¡Masticaban hasta 700 veces un mismo bocado! Henry James y Franz Kafka fueron dos de los seguidores de este método.

5._ El corsé de caucho

corse

Con la Revolución Industrial, el uso del caucho o látex se extendió mucho y comenzaron a fabricarse corsés e incluso ropa interior de goma.

Se pensaba que aquel material, además de apretar las carnes y disimular las redondeces, provocaba que quienes lo llevaran sudaran y que eso les hacía bajar kilos.

Tanto hombres como mujeres los usaban, a pesar de que les provocaba heridas en la piel que tendían a infectarse ¡Para su fortuna! La moda llegó a su fin cuando en la I Guerra Mundial la industria militar comenzó a reclamar todo el caucho posible.

Sí creías que esta locura era exclusiva del pasado, tienes que leer la segunda parte.

Total
0
Shares
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas