¿El amor afecta?

La verdad es que últimamente he estado muy introspectiva y la cosa es que con el paso de los años una empieza a cuestionarse más todo, incluso las cosas buenas que nos pasan. También he sentido que tengo más momentos en blanco, hace apenas dos años todo el tiempo tenía algo que pensar y últimamente me quedo quieta pensando en que no estoy pensando nada, ¿eso cuenta cómo pensar?.

En fin, no los quiero hacer más bolas de lo que yo estoy. Lo que pasa es que hoy venía caminando hacia mi trabajo y de repente se me vino a la mente el título de esta reflexión: ¿El amor afecta? Y se estarán contestando que no, que el amor todo lo puede, que ¡el amor todo lo es! Pero STOP, no se me aceleren, yo me preguntaba esto en un sentido así como sobre los sueños profesionales que uno tiene en la vida, y es que el martes pasado fui a dar una plática en donde estaba un embajador (no diré de donde porque no lo quiero quemar, aparte sé que no lo dijo con mala intención) y cuando terminé de hablar se me acerco y me dijo: “MUCHAS FELICIDADES, HABLASTE MUY BIEN, TODO ES MUY INTERESANTE, PERO SI QUIERES SEGUIR EN ESTO, VAS A TENER QUE SACRIFICAR MUCHAS COSAS DE TU VIDA PERSONAL”, en ese momento solo sonreí diplomáticamente, pero hasta hoy fue que me quede pensando en sus palabras. ¿Qué tanto tengo que sacrificar para seguir desarrollándome profesionalmente? ¿Lo personal? Entonces pensé, ¿cuánta gente se ha detenido en lo profesional por dedicarse a su vida personal? o ¿Cuántos profesionistas han abandonado su vida personal para dedicarse a su vida laboral? Aunque me queda claro que todo se puede equilibrar, es verdad que a veces una implica más sacrificio que la otra. Y luego de nuevo pensé, (si otra vez pensé) ¿y si por amor fuera que yo decidiera dejar un tiempo esta vida laboral? ¿Y si estaba destinada a hacer grandes cosas por mi país, por mi gente y lo deje por amor? ¿Y si en vez de buscar mi felicidad, buscara la de todos, el bien común, entonces tendría que decir adiós al amor? ¿Entonces sabría que tendría que renunciar al bienestar personal por buscar un sueño en donde el mundo se vuelve un mejor lugar para vivir? (Aún sabiendo que nadie te reconocerá ese sacrificio, créanme, ¡nadie! Me pasó en Ginebra, recorrías las calles y te topabas con estatuas de héroes que dieron su vida por la paz mundial, señores que lo único que queda de ellos son esas estatuas.

Y luego, ¿qué creen? Volví a pensar, ¿y si siendo feliz realizándome en lo personal es mi forma de contribuir con el mundo? Y ahí fue en donde me cuestione ¿El amor afecta? ¿Nos desvía de nuestros sueños profesionales? O es ese amor el que al mismo tiempo nos motiva a seguir siendo mejores, motiva al padre y la madre de familia a trabajar por sus hijos, motiva a los patriotas a luchar por el bien de una nación, motiva al empresario para conservar su empresa, entonces creo que el amor no estorba, el amor es un ingrediente indispensable para todo lo que hacemos. Tenemos que buscar el equilibrio entre lo laboral y lo personal. Mi mensaje es que no descuidemos a las personas que en verdad nos importan. Está bien trabajar y buscar la excelencia, pero no olvidemos que los triunfos laborales no son nada si no tenemos con quien compartirlos al llegar a casa.

Con información de:
huffingtonpost.com

Leave your vote

Total
0
Shares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

GIPHY App Key not set. Please check settings

Artículos Relacionados
close

Log In

Forgot password?

Forgot password?

Enter your account data and we will send you a link to reset your password.

Your password reset link appears to be invalid or expired.

Log in

Privacy Policy

Add to Collection

No Collections

Here you'll find all collections you've created before.