in

A ti, que eres mi reflejo…

Escápate y vamos a ver las estrellas sin mirar al cielo,
Prometo besarte como nadie jamás lo hará,
En esta vida o en otras,
Sabes que con las horas nuestros días caducan,
Pero que mis besos se perpetúan en tu piel,
Que tus rasguños en la mía me gritan tus sueños,
No somos nada y hemos sido todo,
Ahora te llevo clandestina en mis silencios,
Eres la mejor cicatriz que pude forjarme,
Y aún cuándo me condenen, nunca podrán hacerme sentir culpable,
En tu pecado llevo mi redención,
Y entre mis manos atesoro tanta piel que conocí en ti,
Serás un discurso que pocas veces práctico,
Una madrugada de varios meses,
Tu cadera con la que ya sueño,
Eres los mejores momentos de un condenado,
Y el adiós que se avecina,
No, no digas nada y sólo se libre de nuevo,
De piel, sonrisas, besos y orgasmos,
Aquí, donde nadie sabe y todo es entre nosotros,
Allá, irás sola y tal vez me recuerdes,
No importa, porque entre los dos no hay tiempo, sólo existimos,
Podrás contar que un día estuviste entre las mejores manos que pudiste soñar,
Sin decir nada, sabrás que son las mías, aunque nunca me lo digas,
Pero lo sé, porque fue desde ese primer día en el que nos dimos cuenta,
Que podíamos ver las estrellas,
Sin mirar al cielo…

Imágenes de:
grupaok.tumblr.com

What do you think?

0 puntos
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Written by Ghivi Armando Gopar

Poeta al acecho de realidades paralelas.
Eterno agradecido del insomnio creador."

[g1_socials_user user="39" icon_size="28" icon_color="text"]

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

Suit up, 15 reglas básicas.

Grace, la actriz que llegó a ser Princesa