Tendencias de moda, Street Style, Life Style, consigue el look de los famosos y mucho más en Bossa.

Afrontar el cambio.

Siempre les estoy contando sobre tendencias, museos y consejos de moda, pero esta vez les quiero compartir una experiencia personal que espero a algunos les sirva.

Hace unos meses, salí de la universidad y todo era felicidad. Lo único en lo que pensaba era en divertirme, festejar mi “libertad”, ¡no todos los días se logra terminar una carrera! Pero después de unos meses entró la etapa de crisis y la famosa pregunta ¿ahora qué hago? Todos nos dicen que estudiemos una carrera, el trabajo y el éxito llega solo, pero me di cuenta de que no es así, debes tener tus metas claras, saber hacia dónde moverte, dirigirte.

Yo no tenía idea de lo que quería y me tomó muchas noches de llanto poder encontrarlo. Sé que muchas personas se encuentran en esa situación, vagar un poco por la vida sin saber qué hacer. ¿Cómo encontré mi camino? Con un cambio extremo de look. Puede sonar absurdo, pero de verdad me funcionó. ¿Por qué funcionó? Porque fue dejar atrás una parte de mí, aceptar el cambio y afrontarlo de la mejor manera posible.

El cambio lo quería desde hace mucho, pero el miedo no me dejaba así que lo iba postergando. Hasta que un día desperté y voila, estaba decidida. Hice la cita con la estilista y sin darme cuenta ya estaba sentada, emocionada, feliz y nerviosa. Cuando me vi al espejo, no pude más que sonreír, estaba hecho; ahora solo faltaba la otra parte del cambio: el cambio de guardarropa. Decidí sacar toda la ropa que ya no me representaba, ahora estaba lista para trabajar pero sin perder mi gusto por la moda, ya no soy estudiante y eso debe reflejarse en mi imagen. Así que saqué y saqué ropa. Lo malo es que mi closet luce extremadamente vacío jaja pero tiene lo indispensable.

Y así es como pequeñas acciones nos pueden hacer ver y determinar lo que queremos. A veces el miedo no nos deja avanzar, pero siempre hay que recordar nuestras fortalezas, lo que ha permitido que nos encontremos donde estamos a pesar de los obstáculos que se nos pueden presentar. Los cambios son buenos, y debemos aprender a recibirlos con las manos abiertas. A mí me funcionó cambiar mi imagen, pero lo pueden aplicar en muchos otros aspectos como remodelación de su cuarto, su área de trabajo, cambio en su estilo de vida. Lo importante es que se decidan, no es fácil pero llega un momento en el que nos damos cuenta de que todo valió la pena.

“Para cambiar tu vida por fuera debes cambiar tú por dentro. En el momento en que te dispones a cambiar, es asombroso cómo el universo comienza ayudarte, y te trae lo que necesitas.” – Louise Hay

_________________

Imágenes vía:
thetrendreport.gr
Total
0
Shares
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Publicaciones relacionadas